Muchos pacientes hacen consultas clamando dolores dentro del oído, acompañados de inflamación, mareo y desorientación en el espacio físico. Es normal que al presentarse problemas a nivel del oído, afectando el funcionamiento del sentido, se produzcan caídas relacionadas al oído y un desequilibrio muy pronunciado en el cuerpo, porque las funciones que cumple nuestro aparato auditivo tienen relación directa con la estabilidad del individuo. Queremos contarte primero cómo influye el oído en las acciones cotidianas de caminar, correr, saltar y mantener equilibrio en superficies estrechas o poco estables; para después explicarte cuáles son las medidas que debe tomar una persona con limitaciones auditivas ocasionadas por alguna patología, especialmente si esta es inflamatoria. 

Si te identificas con alguna sintomatología de la que nombramos en este post, la recomendación como Médico Profesional Otorrino en Panamá, es, que agendes una consulta en la que puedas explicar tu sintomatología, así sea por llamada telefónica, para recibir un diagnóstico y tratamiento oportuno en una situación con potencial de complicaciones.

Nos mantenemos de pie gracias al equilibrio, calificado como un sentido que depende del funcionamiento de otros órganos que realizan diversas funciones vitales. En definitiva, el equilibrio es dependiente de otros sistemas así como su agudeza o capacidad está relacionada al desarrollo del oído, la visión y los receptores encargados de recibir y mandar las señales eléctricas desde el cerebro hasta las extremidades y viceversa. Cuando hablamos del oído, nos referimos específicamente al sistema vestibular, que hace parte del oído interno, el cual contiene un líquido (que contiene perilinfa y endolinfa) encargado de moverse de acuerdo al movimiento del cuerpo, modificando a su vez la posición de los cilios ubicados en la misma zona, quienes se encargan de mandar mensajes acertados sobre la posición del cuerpo dirigidos al sistema nervioso y al cerebro.

Cuando se presentan las caídas relacionadas al oído, es porque falla la capacidad de recibir información por problemas que afectan la mecánica del aparato como la inflamación, la información que recibe el cerebro no es acertada y se altera nuestra percepción, es por ello que accionamos de manera torpe, porque no tenemos el conocimiento necesario para movernos en el espacio. De igual forma, el vértigo también puede verse ocasionado por problemas auditivos, ya que los sentidos se nublan y la mente proporciona información incorrecta y manda señales equivocadas.

Cuando el desequilibrio se presente acompañado de molestias en el oído debes hacerte ver con un otorrinolaringólogo, no esperes a que estos problemas amenacen tu integridad física.

Si presentas problemas respiratorios y tienes la sospecha de tener el tabique desviado agenda una cita por videollamada. Además, comunícate con el Ministerio de Salud Panameño, llamando al 169 ante síntomas de resfriado, consigue orientación e instrucciones precisas para tomar ante la sospecha del virus, activa las 24 horas del día.

¡NO sigas este enlace o serás bloqueado en este sitio!